Pedalaran 2014


Septiembre en la Val d'Aran es un momento en el que todo cambia, salimos del verano y como consecuencia los turistas desaparecen y empezamos a tener todo para los "locales". Este momento coincide con dos fines de semana con carrera de bicicleta y Pedalaran es la primera prueba.

Justo a las puertas de las fiestas de Vielha, el 7 de septiembre es la fecha señalada para esta prueba "no competitiva" que engloba todas las vertientes del ciclismo, desde rutas cortas y largas de mountainbike como también la opción cicloturista, con un mismo punto de salida y llegada.

Para variar mi opción fue la ruta de montaña larga, en la que estábamos apuntados unos 40-50. Salimos desde Copos para poner rumbo hacia el centro de Betren y posteriormente camino hacia la boca norte del Túnel de Vielha. Los primeros instantes empezamos rodando todos juntos, pero esto duró bien poco ya que al coger el camino, se empezó a alargar el "pelotón" y en 5 minutos ya estaba todo roto, quedando delante 3...

Las pulsaciones eran altas pero me notaba bien y junto con Joan empezamos a tirar solos, dejando al tercero un poco más atrás. Joan iba muy fuerte, de hecho sobrado de ritmo y subía sin cansarse, mientras que yo iba apretando los dientes pero aún conseguía aguantar ese ritmo.

Sin perder tiempo hacemos la subida hasta una borda, en la que nos derivan hacia abajo, y eso hacemos descender... momento en el que el tercero en discordia David me alcanza porque baja mucho mejor que yo, y Joan se ha ido por delante...

Llegamos a la pista y allí bajamos cada uno a su rollo, pero por sorpresa me encuentro que al final del descenso, al pasar Vielha volvemos a estar los tres juntos, y ponemos rumbo hacia Vilac conjuntamente, y luego hacia la vuelta de Salient.

En plena subida, mientras hablamos pero no bajamos el ritmo, pregunto qué tiempo llevamos y Joan me contesta que 1h 5 minutos, eso me pone en situación del ritmo que hemos llevado ya que de normal entrenando esta vuelta la hago con 1h, pero es que hoy ya hemos añadido todo el camino hasta Vilac y la mitad de la subida a Salient!

Al poco tiempo pasamos el río por los troncos, y empezamos la zona de camino estrecho a misma altura que nos deja en Mont, y allí es donde empezamos a marcar perfil y Joan me empieza a llevar con el gancho de forma total. Él no tira más por la simple razón que no conoce el recorrido y no se fía de las señales, así que su trabajo se basa en meterme caña a mí para quedar segundo y no perderse...

Por detrás David va aguantando, le sacamos poco a poco algunos metros, pero aguanta férreo y sólo, algo admirable porque cuando se te escapan los dos primeros, es difícil aguantar ahí y no desfallecer.

Entramos en Gausach y posteriormente hacemos el camino que nos lleva a Casau, que nos vemos obligados a hacerlo a pie por las fuertes pendientes, pero al cabo de unos instantes ya volvemos a rodar por pista, en este caso la que nos lleva a Pomarola, que se me hace muy dura por el ritmo que llevamos, pero dónde es necesario apretar los dientes si queremos llegar los primeros.

Los kilómetros caen y una vez arriba toca iniciar el descenso que nos lleva a la Vall d'Horno, que ya hice hará unos días y me costó lo suyo... pero hoy me resulta más fácil, y más si sumamos que después de 2h de sufrimiento ahora no puedo ceder más de lo que mi técnica me obliga, porque es fácil que David me pille.

La bajada la disfruto mucho más de lo esperado, la organización la ha dejado impoluta y es un gustazo poderla hacer de arriba a abajo subido en la bici!

Al llegar a la pista de Horno toca una pequeña subida que se me hace eterna, y encima después de bajar tantos metros seguidos y con las piernas en tensión no puedo levantarme de la bici porque el quadriceps se me sube, así que toca gestionar bien estos últimos kilómetros, cosa que consigo hacer y al final cubrir los 48km y más de 1800m de desnivel en 3h 3 minutos, entrando segundo en meta.

Una gran jornada!